Moscú quiere organizar una conferencia como la de Taif

El encuentro debería contar con representantes del régimen y de la oposición, así como de las diversas comunidades que viven en el país, cristiana, drusa y alauita, precisó el político ruso en una entrevista publicada por la página web del diario Le Figaro.

El viceministro, "cabeza pensante del dossier sirio" en Moscú, según subraya el rotativo, hizo estas declaraciones su paso por París este fin de semana, donde se reunió con opositores sirios y diplomáticos franceses.

Bogdánov se dijo convencido de que si el régimen sirio cayese "brutalmente", existe el riesgo de la "somalización", dada "las divisiones de la oposición y las armas que llegan a manos de los rebeldes".

El viceministro, "cabeza pensante del dossier sirio" en Moscú, según subraya el rotativo, hizo estas declaraciones su paso por París este fin de semana, donde se reunió con opositores sirios y diplomáticos franceses.

Bogdánov se dijo convencido de que si el régimen sirio cayese "brutalmente", existe el riesgo de la "somalización", dada "las divisiones de la oposición y las armas que llegan a manos de los rebeldes".

Para evitar "esa dislocación de un Estado centralizado" y su estallido en comunidades, Rusia propone a sus socios occidentales la organización de una "conferencia de Taëf" que deberá "garantizar una salida de la crisis no violenta" y permitir dibujar los contornos de la Siria de mañana, explicó.

Esa era la "finalidad del acuerdo de Ginebra" al que se llegó este verano, subrayó.

"Nosotros estábamos de acuerdo en crear un organismo de transición", para lo que se firmó un documento "muy detallado, apoyado en el plan de Kofi Annan y que había sido aprobado por el Consejo de Seguridad de la ONU, resaltó.

Sin embargo, "quedamos estupefactos" al constatar que "nuestros amigos occidentales" comenzaron a discutir pocos días después una nueva resolución de la ONU bajo el capítulo VII (que incluye el recurso a la fuerza).

"No perdemos la esperanza" y ahora intentamos hacer validar de nuevo ese acuerdo de Ginebra por el Consejo de Seguridad, "único documento consensuado que existe", destacó.
Para evitar "esa dislocación de un Estado centralizado" y su estallido en comunidades, Rusia propone a sus socios occidentales la organización de una "conferencia de Taëf" que deberá "garantizar una salida de la crisis no violenta" y permitir dibujar los contornos de la Siria de mañana, explicó.

Esa era la "finalidad del acuerdo de Ginebra" al que se llegó este verano, subrayó.

"Nosotros estábamos de acuerdo en crear un organismo de transición", para lo que se firmó un documento "muy detallado, apoyado en el plan de Kofi Annan y que había sido aprobado por el Consejo de Seguridad de la ONU, resaltó.

Sin embargo, "quedamos estupefactos" al constatar que "nuestros amigos occidentales" comenzaron a discutir pocos días después una nueva resolución de la ONU bajo el capítulo VII (que incluye el recurso a la fuerza).

"No perdemos la esperanza" y ahora intentamos hacer validar de nuevo ese acuerdo de Ginebra por el Consejo de Seguridad, "único documento consensuado que existe", destacó.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies