Grecia se la juega ante Rusia

Para cambiar este escenario el técnico portugués de la selección griega, Fernando Santos, promete cambios en el juego de su equipo y asegura que sus hombres tirarán de "carácter" y "concentración" para derrotar a los rusos, quienes podrían estar apoyados en el estadio Nacional de Varsovia por hasta 20.000 aficionados.


Concentración es precisamente lo que les ha faltado a los griegos en los dos últimos partidos, especialmente en el choque contra República Checa, cuando encajaron dos goles en apenas seis minutos.

"Estamos ante una final y tenemos que salir con fuerza desde el primer minuto y hacer lo que dice el seleccionador", aseguran los jugadores helenos, que aún recuerdan con orgullo que su equipo dio la campanada en 2004 cuando ganó la Eurocopa.

Precisamente en aquella mítica Eurocopa para los griegos los rusos fueron la única selección capaz de derrotarles.

Grecia llega a la decisiva cita de mañana con su portero titular, Costas Chalkias, y el central Papadopoulos tocados después del encuentro frente a los checos, y muy probablemente ambos se perderán el encuentro.

"Hemos analizado los dos partidos de Rusia y vemos que en el segundo no estuvieron tan fuertes como el primero, por lo que creo que nuestras oportunidades de seguir adelante son muy elevadas", afirmó el joven delantero griego Fortounis.

También Rusia saltará al campo en busca de una victoria que le garantice el pase, sin especular con las posibilidades que puede darles un empate.

"Salir a por un empate sería un grave error. Hay que pensar en ganar", dijo el técnico de la selección rusa, el holandés Dick Advocaat, en una entrevista publicada hoy por "Sport Express", el principal periódico deportivo de Rusia.

El entrenador de la escuadra rusa ha declarado que lo importante es conseguir el pase a cuartos y no terminar como líder de su grupo, aunque esa circunstancia le permitiría evitar el eventual cruce con Alemania, clara favorita a ocupar el primer lugar del grupo B.

"No esperamos sorpresas de Grecia", dijo Advocaat, que indicó que el rival es un "equipo duro, organizado, que también gusta de la lucha individual y es bueno en ella".

El técnico recordó que "para los griegos este partido es la última oportunidad". "Igual que para nosotros. De modo que no puede estar más claro", puntualizó.

Rusia llega al choque con Grecia con sensaciones encontradas: después de un primer partido magnífico en el que avasalló a la República Checa (4-1) la euforia ha dejado paso a las dudas tras el empate con Polonia (1-1).

Ante los polacos la línea de ataque rusa estuvo muy lejos de la efectividad que exhibió en su debut en esta edición de la Eurocopa.

Las críticas se han centrado en la falta de puntería del exsevillista Aleksandr Kerzhakov, aunque la prensa rusa ha destacado la entrega y capacidad de sacrificio del delantero, de 29 años.

"Creo que Aleksandr explotará en el partido con Grecia, ya que el esfuerzo siempre encuentra premio", opinó el entrenador ruso Rinat Biliatledínov, quien se mostró convencido que Advocaat incluirá sin falta a Kerzhakov en el once inicial ante los griegos.

Alineaciones probables:

Grecia: Sifakis; Torosidis, Papastathopoulos, Katsuranis, Cholevas; Fotakis, Maniatis, Karagunis; Salpingidis, Samaras, Gekas.

Rusia: Malaféev; Anyukov, Ignashévich, Berezutsky, Zhirkov; Shirókov, Denísov, Ziryánov; Dzagóev, Arshavin y Kerzhakov o Pavlyuchenko.

Árbitro: Jonas Eriksson (SUE)

Estadio: Nacional de Varsovia

Hora: 20:45 (18:45 gmt). EFE

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.