Condenado a 18 años de cárcel un coronel ruso por espiar para la CIA

"Durante sus años de servicio en el FSB, Valeri Mijáilov entabló contacto con representantes de la CIA en Moscú y entregó al espionaje norteamericano secretos de Estado", afirmó una portavoz del Tribunal Militar de Moscú, según las agencias rusas.

Mijáilov fue sentenciado a cumplir su pena en una cárcel de máxima seguridad, según el artículo 275 del código penal (alta traición), es decir, por colaborar con un Estado extranjero poniendo en peligro la seguridad nacional.

Además, el Estado confiscará todos los bienes del condenado, para el que la Fiscalía rusa había pedido 13 años de cárcel, mientras la defensa había solicitado reducir la condena a 6 años de prisión.

Como es tradición en los juicios militares en Rusia, la vista tuvo lugar a puerta cerrada.

Recientemente, la Justicia rusa condenó también a 12 años de cárcel a otro coronel ruso en la reserva, Vladímir Lazar, por vender secretos cartográficos a Estados Unidos.

Esos mapas pueden ser utilizados para el lanzamiento de misiles, el cumplimiento de misiones de la aviación enemiga o la realización de operaciones militares terrestres, según la sentencia.

Además, el miembro de un centro de investigación de la industria militar rusa también fue acusado el mes pasado de entregar a un país extranjero datos secretos del misil intercontinental Bulavá, que según Moscú es capaz de burlar cualquier escudo antimisiles, incluido el norteamericano.

Los Bulavá son el orgullo del arsenal nuclear ruso, ya que pueden llevar hasta diez ojivas de guiado autónomo y tienen 8.000 kilómetros de alcance.EFE

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

This website uses cookies. Click here to find out more.

Accept cookies