Gazprom quiere comprar el monopolio gasístico griego DEPA

"Hemos presentado nuestra solicitud y esperamos pasar el corte. Tenemos intención de hacer una oferta por un precio real, no vamos a pagar más de lo que cuesta", explicó a los periodistas el alto ejecutivo de la compañía, citado por agencias locales.

Medvédev aseguró que Gazprom no tiene intención de hacerse también con el consorcio griego de transporte del gas DESFA, adquisición que sumada a la compra de DEPA iría en contra de la normativa antimonopolio de la Unión Europea conocida como el Tercer Paquete Energético (TPE).

Al mismo tiempo, el vicepresidente del gigante del gas apuntó que en caso de la recuperación de todo el mercado europeo, el griego podría doblar sus capacidades.

La prensa griega ha valorado DEPA en 1.000 millones de dólares.

Mientras, Gazprom sigue negociando con la UE la aplicación del TPE, nuevo marco legal energético en vigor desde mayo de 2011 que fuerza la separación patrimonial de las actividades de producción, transporte y comercialización del gas e incluye salvaguardas para evitar que las redes caigan en manos de compañías extranjeras.

Moscú considera muy perjudicial para sus empresas que operan en el mercado europeo este muro de contención que algunos denominaron "cláusula anti-Gazprom", por lo que no ha dejado de luchar para suavizar las condiciones del TPE que afectan directamente sus intereses.

"Los últimos contactos con la Comisión Europea indican que aún a falta de solución hay luz al final del túnel, una luz bastante intensa que no será apagada, y tendremos la posibilidad de comercializar y hacer promoción en el mercado europeo", manifestó hoy Medvédev.

El vicepresidente, consciente de que el TPE no tiene marcha atrás, recordó que "las compañías noruegas han obtenido un estatus especial para sus gasoductos" y expresó su esperanza de que el régimen de aplicación de la normativa "sea debatido" para que al menos "los gasoductos rusos puedan obtener las mismas ventajas".

El ejecutivo de Gazprom también anunció que el volumen de exportación de la compañía podría dejar de crecer en 2012, entre otras cosas porque el consorcio pretende vender su producto al precio más rentable.

"Si tenemos que elegir entre exportar 154.000 millones de metros cúbicos a un precio más bajo o 150.000 millones a otro más alto optaremos por lo segundo", indicó Medvédev.

En 2011, el gigante ruso exportó 150.000 millones de metros cúbicos de gas, 11.400 millones más que en 2010.

En febrero, el consorcio anunció que estima el volumen de exportación de 2012 en 154.000 millones de metros cúbicos.EFE

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies