¿Dónde irán las acciones del metal?

La mayoría de los analistas y participantes de mercado ven el incidente como un reflejo del conflicto entre Vekselberg, que posee un paquete minoritario de OK Rusal (15,8% en el conjunto con Leonard Blavatnik Sual Partners) y el principal accionista

La mayoría de los analistas y participantes de mercado ven el incidente como un reflejo del conflicto entre Vekselberg, que posee un paquete minoritario de OK Rusal (15,8% en el conjunto con Leonard Blavatnik Sual Partners) y el principal accionista

Tras la dimisión de Víktor Vekselberg, director de la junta ejecutiva de Rusal, el mayor productor de aluminio del mundo, surgen las especulaciones sobre su marcha y el mercado comienza a moverse.

Víktor Vekselberg es propietario de Renova y una de las personas más ricas de Rusia. Hasta hace poco formaba parte de la junta de directores del primer productor mundial de aluminio, Rusal. Según él, la causa de su dimisión se debe a la crisis causada por la mala gestión. En cambio, desde Rusal se da otra versión. En un comunicado oficial hecho público recientemente se dice que el cambio de cargo de Vekselberg, que ocupaba desde el 2007, se debe principalmente a que más de una vez durante este último año no ha desempeñado sus funciones.

La mayoría de los analistas y participantes de mercado ven el incidente como un reflejo del conflicto entre Vekselberg, que posee un paquete minoritario de OK Rusal (15,8% en el conjunto con Leonard Blavatnik Sual Partners) y el principal accionista Oleg Deripaska (47,4%). Se supone que hay  tres causas principales del conflicto. La primera, el desacuerdo sobre la propiedad de un 25% de participación de Norilsk Nickel. Vekselberg y el empresario Mijaíl Prójorov (17% de "Rusal") insistieron en que la UC recibiera una oferta para comprar su parte de la MMC, realizada por la dirección de Norilsk Nickel, y sociedad de cartera de Vladímir Potanin, Interros. Pero Deripaska insistió en el rechazo de la propuesta según la cual los consumidores están dispuestos a pagar por una participación del 20% de MMC 12.800 mil millones de dólares.

La segunda razón que desencadenó la tensión, según los expertos, fue la decisión sobre el fin del contrato a largo plazo de la compañía de aluminio con el operador de materias primas Glencore (Rusal posee un 8,75%), que los accionistas minoritarios han tratado de vetar. Y, por último, la tercera se trata de la cuestión del pago de dividendos, los cuales no se llevan a cabo desde el año 2008 por una serie de acuerdos con los bancos acreedores.

Existe, sin embargo, otra versión sobre la marcha de Vekselberg. Según esta, en 2010 se firmó entre Deripaska, Vekselberg y Glencore un acuerdo en el tras la salida a bolsa de Rusal, el jefe del grupo Renova cedería el paso y pasaría de ser el presidente de la junta directiva a una figura independiente. Según los defensores de esta versión, por alguna razón la sustitución se retrasó un poco, pero ahora ha llegado a su etapa final.


De todos modos, la noticia de la marcha de Vekselberg ha provocado una grave reacción en el mercado. En la bolsa de Hong Kong, Depositary Receipts cayó un 1,61% , hasta 6,1 dólares de Hong Kong, a continuación, el comercio fue suspendido a petición del Consejo de Administración de Rusal sin ninguna explicación.

Las perspectivas para los futuros movimientos de precios de Rusal en un futuro cercano son bastante inciertas. Vladímir Zhukov, analista de HSBC comenta: "En este mercado, el principal factor que determina el precio de las acciones de Rusal es el precio del aluminio. Si crece, también las empresas en bolsa van a crecer, a pesar de que Vekselberg haya dimitido en el consejo de administración, lo que esto destaca es que hay un conflicto dentro de Rusal".

Andréi Mordávchenkov, director de operaciones en mercados financieros de la empresa Partner, tiene una opinión similar. Sin embargo, cree que en el tema de los precios de los valores de Rusal también hay otro factor que desempeñará un papel importante: "Además de los precios del aluminio, los precios de las acciones están en gran parte determinados por la actuación de Vekselberg con su paquete de acciones: si las vende o no, y si es que sí, a quién".

La pregunta sobre el futuro de las acciones de Vekselberg está en boca de muchos. Sin embargo, Interfax  informó que el jefe del grupo de Renova no va a vender su participación en la empresa de aluminio. No obstante, es poco probable que convenza a los mercados porque los analistas y los inversores están tratando de especular acerca de que alguien podría llegar a casi el 16% de las acciones de OK. Esta participación puede ser recomprada por el empresario y político Mijaíl Prójorov, dijo el jefe del departamento analítico de la compañía Net Trader, Bogdan Zvarich: "Un candidato potencial para la compra del paquete de Vekselberg puede ser Mijaíl Prójorov. Ya tiene acciones de Rusal, de modo que puede ser que desee ampliar su participación. Prójorov tiene experiencia en guerras corporativas, trabajó en el Norilsk Nickel, y fue una buena experiencia para él. Es posible que pueda aplicar esa experiencia a Rusal".

El director general adjunto del Instituto de Mercados Financieros, Valeri Petrov, también confía en que el paquete de Vekselberg es de interés sólo para aquellos que conforman parte del entorno de la empresa ya que: "Es poco probable que los inversores extranjeros quieran comprar acciones propiedad del jefe de Renova, en una situación en la que Rusal carga con una gran deuda en la que se han quedado 'colgados' muchos procesos jurídicos y donde las perspectivas globales no son claras. Así que los principales contendientes para la posible compra de un paquete, si Vekselberg decide venderlo aunque esto sea un hecho poco probable, serían Prójorov y Deripaska".

La producción de Rusal representa alrededor del 10% de la producción mundial de aluminio y alúmina. Sus productos se encuentran en 19 países de Europa, América del Norte y el Sudeste Asiático. En 2010 Rusal celebró su salida a bolsa en Hong Kong, en la que ganó 2.200 millones de dólares por el 10% de sus acciones.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies