Obama buscará nueva reducción nuclear con Rusia, incluido armamento táctico

En un discurso en la Universidad Hankuk de Seúl acerca de su propuesta para lograr en el futuro un mundo sin armas nucleares, Obama declaró: "podemos mantener nuestro poder de disuasión y al mismo tiempo continuar mayores reducciones" de armamento nuclear.

"Tenemos más armas nucleares de las que necesitamos", indicó, al recordar que una vez se haya cumplido por completo el nuevo tratado START de desarme nuclear con Rusia, EEUU aún tendrá más de 1.500 armas nucleares desplegadas y en torno a las 5.000 cabezas atómicas.

"Creo firmemente que podemos garantizar la seguridad de EEUU y nuestros aliados, mantener una fuerte capacidad disuasoria contra cualquier amenaza y seguir continuando mayores reducciones en nuestro arsenal nuclear".

Por ello, agregó, "seguiremos buscando conversaciones con Rusia sobre un paso que nunca hemos emprendido antes: reducir no sólo cabezas nucleares estratégicas, sino también armas tácticas y cabezas de reserva".

Así, planteará esta agenda cuando se reúna con el presidente electo ruso, Vladímir Putin, el próximo mayo.

La defensa de misiles, agregó, debería ser "un área de cooperación, no de tensión".

"Creo que, si colaboramos, podemos continuar logrando progresos y reducir nuestros arsenales nucleares", insistió, antes de matizar que, en cualquier caso, los avances se producirán en consultas con los aliados estadounidenses.

"La seguridad y la defensa de nuestros aliados en Europa y Asia es innegociable", destacó el presidente estadounidense.

Obama tiene previsto reunirse con Putin en mayo durante la cumbre del G8 que se celebrará en Camp David, la residencia de descanso presidencial en las montañas del estado de Maryland.

Ambos países suscribieron en abril de 2010 en Praga el nuevo tratado START de reducción de armamento nuclear, que el Congreso de EEUU ratificó en diciembre de ese año.

Obama tiene previsto reunirse hoy en Seúl con el presidente saliente ruso, Dmitri Medvédev, con el que hace tres años, a su llegada a la Casa Blanca, declaró el "reinicio" de las relaciones bilaterales.

Pese al "reinicio" y la firma del tratado de reducción nuclear, Moscú y Washington mantienen sus diferencias sobre el escudo de defensa antimisiles que EEUU planea en Europa. EFE

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies