Rusia se niega a revisar su cooperación militar con Siria

"No es un secreto que tenemos una buena y sólida cooperación militar con Siria. Y a día de hoy no tenemos ningún motivo para revisar nuestros acuerdos", afirmó Anatoli Antónov, viceministro de Defensa ruso, citado por las agencias rusas.

Además, destacó que Rusia tiene intención de seguir cooperando con todos los países de la región, aunque se produzcan cambios de Gobierno.

"Esperamos que la cooperación militar con esos países continúe desarrollándose. Por lo menos, nosotros estamos dispuestos a ello", dijo.

Rusia mantiene que su armamento es defensivo, que no desestabiliza la situación en el país árabe, al tiempo que pone en duda que sus armas hayan sido utilizadas para disparar contra los manifestantes opositores a Asad.

Además, Antónov negó hoy las informaciones sobre que fuerzas especiales rusas se encuentran en Siria colaborando con las fuerzas de seguridad sirias.

"Son tonterías. No tenemos ninguna fuerza especial en Siria. Nadie anda allí con metralletas y lanzagranadas. Simplemente que no los hay", dijo.

El viceministro subrayó que en el país árabe sólo operan especialistas militares que instruyen a sus colegas sirios en el manejo del armamento ruso.

Según informó la prensa rusa, Moscú suministrará a Siria 36 aviones de instrucción de combate Yak-130 en virtud de un contrato firmado en diciembre pasado.

Recientemente, Rusia confirmó también el suministro a Damasco de sistemas móviles lanzamisiles costeros "Bastión" y misiles de crucero antibuque "Yakhont", en virtud de un contrato sellado en 2007.EFE

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.