El éxito del comercio electrónico

Foto de PhotoXPress

Foto de PhotoXPress

El comercio por internet en Rusia ha alcanzado la cifra de 10.400 millones de dólares en el 2011, con una subida del 30% respecto al año anterior, y los principales sitios de comercio electrónico, como Avito.ru, han experimentado un enorme incremento en el número de usuarios y de facturación.

El lanzamiento de Avito.ru, equivalente local de eBay, tuvo lugar en 2007, pero el sitio comenzó a crecer de manera significativa en 2010. La página ofrece a los vendedores la posibilidad de disfrutar de una plataforma gratuita para sus productos, pero también dispone de secciones de pago, que proporcionan servicios exclusivos a emprendedores y pequeñas empresas.

“Cuando llegué a Rusia, hace cinco años, todos me decían que aquí eso no funcionaría nunca”, ha asegurado al Moscow Times, Jonas Nordlander, administrador delegado de Avito.ru.

Los ingresos de Avito.ru alcanzaron los 10 millones de dólares el año pasado, lo que significa que se han multiplicado por diez con respecto al año anterior, y la sociedad prevé que se tripliquen en 2012, si continúa la tendencia positiva del mercado. La página facturó 460.000 millones de rublos (15.000 millones de dólares), un considerable aumento a la vista de los 40.000 millones de rublos de 2010.

A pesar de todo, la sociedad sigue sin sacar beneficios. “Al principio no nos centramos en los beneficios, sino en la calidad de nuestros productos, y seguimos invirtiendo en ello”, ha dicho Nordlander. “Todos los inicios suponen un desafío: no creáis a quien os diga que no tiene problemas. Hemos cometido errores. Hemos perdido muchísimo dinero. Al principio, contratábamos a personas que habían sido descartadas previamente por compañías como Yandex, Mail.ru o Mamba”

La compañía Fast Lane Ventures, un fondo de capitales de riesgo cuyo objetivo es seleccionar, financiar y formar emprendedores, entró en el comercio electrónico en el 2010. “Era evidente que existía una demanda por parte de los consumidores y el comercio electrónico representaba la solución más lógica”, ha declarado al Moscow Times la administradora delegada de Fast Lane, Marina Treshchova.

Ahora mismo, Fast Lane Ventures está desarrollando quince proyectos en diversos sectores, entre ellos el comercio online, el turismo, y los sectores inmobiliario y sanitario. Sus inversiones iniciales en el ámbito de internet podrían alcanzar los 500 millones de euros (651 millones de dólares).

“Pero todo depende del modelo de negocio. Algunos necesitan 20 millones de dólares, otros 4 ó 5 millones”, añade. Todos los proyectos de comercio electrónico de Fast Lane se apoyan en una metodología llamada Fast-50, desarrollada por la propia empresa, y que tiene como objetivo llevar a la sociedad desde la fase inicial al pleno funcionamiento en 50 días”

“En un primer momento, probamos esta aproximación con Sapato.ru”, ha dicho Treshchova.

Ahora, recibe más de 200.000 encargos. Nuestro programa para el 2012 es alcanzar los 100 millones de euros de facturación y, para el 2013, los 130”, ha afirmado.

A finales del 2011, el número de usuarios de internet en Rusia ha alcanzado los 60 millones, convirtiéndose así en el primer mercado de Europa.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies