Putin acude al multitudinario mitin electoral en el estadio olímpico Luzhnikí

Unas cien mil personas se han concentrado en las gradas y el césped artificial del estadio, mientras el resto han tenido que desplazarse a un pabellón adyacente por falta de sitio, según informan las agencias rusas.

Putin, quien aseguró ayer que el Día del Defensor de la Patria que se celebra hoy en Rusia es una festividad muy especial para su familia, acudió al Luzhnikí a falta de diez días para las elecciones presidenciales del 4 de marzo.

A lo largo de toda la campaña, Putin aún no había participado en ningún mitin multitudinario, ni siquiera en el que congregó a más de cien mil de sus partidarios el pasado 4 de febrero en el complejo conmemorativo de Poklónnaya Gorá.

Unas 30.000 participaron en la marcha que transcurrió durante tres kilómetros a orillas del río Moskova entre la estación de metro Frunzénskaya y el estadio, que acogió esta semana el partido de Liga de Campeones entre CSKA y Real Madrid.

"Putin, nuestro presidente", rezaba una de las pancartas que portaban los partidarios del primer ministro ruso, el gran favorito a la victoria en las elecciones presidenciales del 4 de marzo.

La numerosa afluencia de personas colapsó varias estaciones del metro moscovita, lo que obligó a muchos de los interesados en participar en la marcha a desplazarse a pie hasta el punto de partida del acto, y obligó a cerrar el tráfico en varias calles.

La prensa ha vuelto a denunciar que empleados de la administración pública y trabajadores de corporaciones estatales han sido obligados a asistir al mitin bajo amenaza de represalia o despido por parte de sus superiores.

Según el último sondeo del Centro de Estudio de la Opinión Pública, Putin ganaría las elecciones presidenciales en la primera vuelta con el 58,6 % de los votos.

La oposición no parlamentaria ha advertido que si en las presidenciales se repite el fraude de las legislativas de diciembre pasado lanzará una campaña de desobediencia civil con protestas indefinidas. EFE

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies