Crece el número de tiendas nicho en Moscú

Fuente: PhotoXPress.

Fuente: PhotoXPress.

Según el censo de puntos de venta elaborado por la empresa Nielsen, el número de tiendas nicho crece en la capital. Actualmente hay más pequeñas panaderías, carnicerías o pastelerías. Y los compradores, cada vez más a menudo, las eligen por su surtido, más fresco y amplio. Pero en Moscú, los problemas de alquiler y de infraestructura frenan fuertemente el desarrollo de este tipo de negocios.

Los rusos han tomado la costumbre de pasarse regularmente por tiendas especializadas para comprar algo especial o exquisito, que además, no encuentran en otros sitios, señala Irina Eldarjánova, presidenta del consejo de dirección de la empresa 'Konfael'. La red de boutiques de confitería de la fábrica 'Konfael' está compuesta por 30 tiendas y supone el 70% de la estructura de venta de la compañía. "Hay compradores que van a nuestras tiendas desde hace ya más de ocho años, desde que creamos la red", se vanagloria Eldarjánova.


Los investigadores de Nielsen, remitiéndonos al estudio ShopperTrends 2011, señalan que, a pesar de la activa expansión de las tiendas de descuento, se observa un crecimiento de las tiendas nicho, que basan su oferta en una o dos categorías de productos (panadería, carnicería, tiendas de lácteos, puestos de fruta y verdura fresca). En su opinión, es de esperar que aumente la importancia de estas tiendas especializadas dentro del sector de las tradicionales tiendas al por menor. Nos referimos ante todo a las tiendas que comercializan productos perecederos, indica Svetlana Sujánova, analista de UBS.


'Kofael' por ejemplo, en su propia red de tiendas, vende entre 500 y 1000 clases de bombones y caramelos artesanales, mientras que en las estanterías de otras tiendas fuera de su red no llegan a 50 variedades. El éxito de sus boutiques se explica, según Eldarjánova, por un surtido amplio y fresco, por el servicio de producción de confitería bajo pedido y por la buena ubicación de las tiendas.


Una de las diez principales tendencias de desarrollo del mercado al por menor en el mundo, consiste en la segmentación aun mayor de las tiendas, y no solo las de alimentación, declara Dmitri Netchak, socio director de Watcom Shop Mechanics: "Sin embargo, nuestra cultura de consumo todavía no es lo suficientemente adulta y la mayoría de los compradores todavía no han madurado lo suficiente como para comprar productos de calidad en las tiendas nicho".


Los propietarios de las tiendas especializadas dicen que les resulta difícil competir con los supermercados, donde se puede comprar de todo en un solo sitio. Para la mayoría de los moscovitas, el factor de cercanía de la tienda es más importante que lo frescos que puedan estar los productos o la variedad. "Incluso los admiradores de nuestros productos lácteos reconocen que no les apetece hacer tres kilómetros hasta nuestros puntos de venta", dice Andréi Krivenko, propietario de la empresa 'Izbenka', que vende productos lácteos frescos de las explotaciones agrarias. Krivenko comenzó a construir su red de venta al por menor en 2009, abriendo puntos de venta en una red de supermercados y puestos en las estaciones de metro.  Ahora en 'Izbenka' se pueden comprar unos 50 productos lácteos: yogur, cuajada, kéfir, mantequilla, helados, queso, postres con requesón.


De los 180 'Izbenka' abiertos tuvieron que cerrar 50 por no estar en un buen sitio. En cinco de los puntos se vendió también pan que horneaban los monjes del monasterio de Tolgski de Yaroslavl. Con la experiencia, Krivenko comprendió que la táctica correcta no era competir con los supermercados, sino introducirse en ellos, abriendo sus mostradores en los lugares más frecuentados. Más aún ahora que los problemas con el alquiler que tenían en la fase inicial ya no existen. “Nos conocen y negociar la colocación de los puestos no es un problema”, dice Krivenko.


Sin embargo, la compañía 'Umalat' no planea abrir sus propias tiendas de quesos. Es difícil que nadie pida una tienda así, mientras que para la mayoría de los rusos el factor determinante para la compra siga siendo el precio, explica Alexéi Martinenko, propietario de la empresa. El porcentaje de los que saben y aprecian los quesos caros y de calidad en Rusia todavía es ínfimo. Como comparación: cada habitante de la provincia italiana de Apulia consume 27 kilogramos de mozzarella al año mientras que en Rusia es de 28 gramos por persona.


El alto precio del alquiler


En Rusia todavía no se ha desarrollado la infraestructura necesaria para abrir este tipo de tiendas: es difícil crear la logística para comida fresca y pagar el alquiler. El resultado es que los precios de las tiendas especializadas no son competitivos, señala Netkach.


La propietaria de una de las panaderías de Moscú considera que los altos alquileres junto al poco tránsito de compradores son el principal problema de los propietarios de las pequeñas tiendas que venden productos de calidad, aunque poco variados. Ella tuvo que cerrar hace poco su panadería que estaba en un centro comercial del centro administrativo de Moscú, precisamente por estos problemas. Ahora su panadería suministra pan y bollería a la red HORECA. "En Moscú la gente pasa mucho tiempo en el trabajo y a menudo compran la comida los fines de semana o junto a su casa. Yo misma me obligué durante mucho tiempo a comer solo mi propio pan. Pero, después de un largo día de trabajo, no quedan fuerzas para ir a la panadería, así que me voy a la tienda más cercana, aunque no compro el de la competencia, sí, por ejemplo, me hago con pan austriaco horneado a partir de masa congelada".


“En el barrio de Izmailovo, donde vivo, han cerrado dos panaderías parecidas, después de estar abiertas un buen tiempo”, añade Sujánova de UBS. Para un negocio pequeño y familiar abrir una tienda nicho es una tarea prácticamente imposible, consideran los expertos. Sujánova está convencida de que los que tienen más posibilidades de éxito son los grandes inversores. Por ejemplo, la red “Miasnov”, el proyecto personal del director general del grupo “Cherkizovo”, Serguéi Mikailov, que abrió en 2003, cuenta ahora con 140 tiendas.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies