Conversaciones con Evgueni Shestakov: EEUU debe ampliar el diálogo con Rusia

En la nueva estrategia militar de EEUU no se describe a Rusia como enemigo. En cambio, se considera un país situado en el contexto europeo y por extensión también en el asiático. Se pone énfasis en la cooperación, no en la confrontación.

Evgueni Shestakov: ¿Cómo evaluaría usted la nueva estrategia militar de EEUU en comparación con la anterior?

Tobi Gati: Creo que la nueva estrategia militar de EEUU contiene una mirada realista, más bien sobria, de los retos a los que se enfrenta el país y de los instrumentos disponibles por parte del ejército y del gobierno para abordarlos. Considero que se pasa de una situación en la que estábamos concentrados en dos guerras a una estrategia más amplia que incluye luchar en guerras además de utilizar las posibilidades de la diplomacia y del desarrollo como parte de un todo unificado.

Y.S.: En su opinión, ¿cuál es la principal causa para la reorientación norteamericana hacia el Pacífico?

T.G.: Otorgar a la región del Pacífico-asiático más prioridad no es más que reconocer la realidad. Es un reconocimiento de que los intereses económicos de EEUU están cada vez más centrados en Asia, así como del creciente papel que los países asiáticos desempeñan a nivel internacional. Por último, es el reconocimiento de China como uno de los actores más importantes de la política internacional.

Y.G.: La nueva estrategia de seguridad nacional estadounidense destaca varias esferas de cooperación entre Rusia y EEUU. ¿ Qué forma tomará esta cooperación? ¿ Cómo evalúa usted la solicitud norteamericana para que Rusia desempeñe un papel más activo como garante de la seguridad y de la estabilidad en Asia?

T.G.: Me parece importante señalar que Rusia no se describe como enemigo. Se describe como un país situado en el contexto europeo. También se incluye en el contexto asiático por extensión, y como un país con quien debemos ampliar el diálogo y el contacto. El énfasis de la estrategia es en la cooperación, no en la confrontación. Incluso en aquéllos temas en los que existe desacuerdo, particularmente en la cuestión del escudo de defensa antimisiles, el objetivo es encontrar formas para acercar las diferencias y no hacer que esas diferencias enfríen las relaciones o que se pase del “reinicio” al parón. De lo que se trata es de atraer a Rusia al debate y contribuir para que desempeñe un papel más activo tanto en la seguridad de Europa como en la Asia. Creo que la cuestión fundamental es, por lo menos tal y como se describe en la estrategia, que el énfasis no se pone en las diferencias sino en las similitudes. No se trata de infravalorar las posturas diferentes que ya han sido expuestas por ambas partes, por ejemplo, en las declaraciones de ratificación del nuevo START. Tal y como hemos visto en la negociación del nuevo START, en la negociación del tránsito para Afganistán, o en el trabajo con Rusia y otros países para presionar a Irán para que no desarrolle armas nucleares; en todos estos casos, las diferencias han constituido el punto de partida y no el final ni la causa para levantarse de la mesa de negociaciones.

Tobi Gati es el principal asesor internacional del bufete de abogados Akin Gump Strauss Hauer & Feld LLP.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.