Vitaly Petrov, el “novato” de Renault

Vitaly Petrov es el primer piloto ruso en recibir la superlicencia de la F-1. El corredor, de 25 años, firmó por tres temporadas con Renault F1. En Bahrein, primer gran premio de 2010, su desempeño fue más que aceptable hasta su forzado abandono.

El recompuesto equipo de F-1 de Renault no logró que sus pilotos, el experimentado polaco Robert Kubica y el novato ruso Vitali Petrov, treparan a la zona de puntos en el primer Gran Premio de 2010, en Bahrein. Sin embargo, la actuación de la escudería estuvo a la altura de lo que podía esperarse luego de estar al borde de la desaparición, el año pasado.

A fines de 2009, Renault vendió el 75 por ciento del paquete accionario de Renault F-1 al grupo inversor Genii Capital. Además de reemplazar a Nelson Piquet y Fernando Alonso por los nuevos pilotos, en lugar del controvertido Flavio Briatore, el nuevo jefe es ahora Eric Boullier, un ingeniero especialista en diseño de aviones y naves espaciales.

El último escalón

La aparición de Vitaly Petrov en Renault se debió en gran medida a la designación del francés. Boullier fue director ejecutivo de Gravity Sport Management, para la que competían una serie de jóvenes y talentosos pilotos, incluyendo algunos de la GP2, antesala de la F1. Vitali participaba desde 2006 en esta fórmula. En la temporada anterior ocupó el segundo puesto en el campeonato, integrando el equipo Barwa Addax.

Su mánager, la rusa Oksana Kosachenko (una de las pocas, si no la única comentarista de F-1 en el mundo) señaló que Boullier hace tiempo que observaba a Vitaly y quería cerrar contrato con él. “Ahora ha llegado a la F-1 una nueva ola, por así decirlo, de jóvenes pilotos y managers. El mismo Boullier tiene apenas 36 años”, apuntó la señora Kosachenko.

El pasaje para la F-1 es por cuenta propia

El único obstáculo serio para Vitaly Petrov ha sido la necesidad de aportar al presupuesto de Renault importantes recursos. Esta es una realidad habitual en la F-1. Casi todos los pilotos de la fórmula traen a sus equipos contratos de auspiciantes. Entre los líderes, superan los 50 millones de euros. “Sin dinero es simplemente imposible ingresar a la fórmula”, resumió Kosachenko y reveló que la participación del ruso en el campeonato del mundo fue pagada en gran parte por créditos bancarios obtenidos tras hipotecar propiedades que pertenecen a la familia del piloto. Fuentes francesas afirman que la suma se acerca a los 15 millones de euros. Según las mismas, el padre de Vitaly obtuvo la mitad del banco “Sankt Peterburg”. Oksana Kosachenko estimó que Vitaly Petrov logrará amortizar el crédito con aportes publicitarios rusos.

El 1 de marzo pasado, el primer ministro Vladímir Putin anunció que la estatal “Rostejnologuia”, propietaria del gigante automotriz “AvtoVAZ” firmó en Moscú el contrato de auspicio que permitió colocar el logotipo “LADA” en los costados del auto, en el buzo antiflama y en el uniforme de Vitali.

Gerard Lopez, dueño del equipo, recordó que “a través de la compañía Mangrove Capital hemos trabajado activamente en las inversiones en el negocio ruso, conocemos bien este país y estamos contentos de encabezar su aparición en este deporte”.

Petrov puede aportar mucho

Según el contrato, en la temporada inicial en F-1, Vitaly debe sumar la cuarta parte de los puntos totales que conquiste el equipo. La tarea de Renault parece muy ambiciosa: tras sufrir una dura crisis en 2009, está dispuesto a reconquistar, luego de esta temporada que se inicia, el título de campeón. En Bahrein demostró que todavía no está a la altura de los “top-team”, sobre todo en la preparación de los autos.

Petrov, quien se propone “aprender lo más que pueda de mi equipo y de Kubica”, había advertido que el trabajo de puesta a punto recién comienza y Bahrein fue un verdadero banco de pruebas..“Es demasiado temprano para plantearse objetivos. En cualquier caso procuraré estar lo más cerca posible de Roberto y confío en que podré aportar regularmente puntos al equipo”, dice Vitaly. Petrov espera con impaciencia el 7 de mayo, cuando se inicie en España la temporada europea, pues añora “las carreras con lluvias y en circuitos callejeros", dijo. "Yo comencé en Rusia, corriendo en pruebas de rally y sobre hielo, por eso me siento muy seguro cuando al auto le falta agarre sobre la pista, cuando patina”, agregó. En Bahrein sólo hubo arena y calor. Ahora hay que aprestarse para la inminente etapa australiana en Melbourne.




Bahrein, buen balance pese al abandono

“Después de semejante partida, el abandono fue una increíble desilusión”, afirmó Vitaly Petrov tras la rotura de la suspensión de su R30, que lo dejó fuera del Gran Premio de Bahrein en la vuelta 13. Hasta allí, su desempeño había sido satisfactorio.

Vitaly avanzó en la largada desde el puesto 16 al 11. De allí, intentó sobrepasar al Williams de Rubens Barrichello para lograr así su primer punto en la F-1. “El auto funcionaba bien y mis tiempos eran mejores que los de Rubens -señaló- pero en una curva pasé los cordones y por lo visto esto dañó la suspensión”.