Rusia da por roto el contrato de compra a Francia de portahelicóptero Mistral

Rusia dio hoy por roto el contrato con Francia de suministro de portahelicópteros Mistral, cuya entrega fue suspendida en 2014 por el presidente francés, Francois Hollande, a causa del conflicto en Ucrania.

"Las negociaciones ya han terminado. Ya está todo decidido, tanto las fechas como el dinero. Espero que en breve firmemos el acuerdo de ruptura del contrato y entonces se anunciará la suma que Francia debe pagarnos", dijo hoy Vladímir Kozhin, asesor del Kremlin para cooperación militar, a la agencia oficial RIA Nóvosti.

Ambos países llevan meses intentando llegar a un acuerdo después de que la parte francesa planteara "unas condiciones absolutamente inaceptables" para Rusia.

Fuentes de la industria armamentista rusa habían dado por hecho que el contrato nunca se llevaría a cabo, por lo que adelantaron su intención de fabricar los portahelicópteros por su cuenta.

El ministro francés de Defensa, Jean-Yves Le Drian, ya adelantó que Francia no suministrará los dos buques Mistral a Rusia, por lo que París calcula que desembolsará unos 1.200 millones de euros a Moscú.

Mientras, el presidente francés, Francois Hollande, aseguró recientemente que "en las próximas semanas" tomaría una decisión sobre el contrato con Rusia, que debería haber recibido el primer buque en 2014.

El presidente ruso, Vladímir Putin, se ha mostrado comprensivo con la actitud francesa, aunque recordó que el contrato es "un documento jurídico" y que, en caso de incumplimiento, espera que París devuelta el dinero adelantado.

En su momento, el expresidente francés Francois Sarkozy criticó la decisión de Hollande de suspender "sine die" la entrega de barcos militares a Rusia a causa de su papel en el conflicto del este de Ucrania, donde en abril de 2014 estalló una sublevación prorrusa.

Precisamente, el contrato fue suscrito en 2011 bajo la presidencia de Sarkozy, pero la entrega se frenó con el estallido de la crisis de Ucrania y las alegaciones occidentales de que Moscú apoya con armas y tropas a los rebeldes prorrusos.

Este era el primer contrato de venta de buques de un país de la OTAN a Rusia, lo que generó gran inquietud entre los tres Estados bálticos ex soviéticos y Polonia, que temen que los Mistral pudieran amenazar su seguridad.

Los Mistral -de 199 metros de eslora y 32 de manga- tienen un desplazamiento con lastre de 32.300 toneladas, desarrollan una velocidad de hasta 18,8 nudos y pueden recibir hasta 16 helicópteros, unos 50 vehículos militares y medio millar de soldados.

Lea más: Rusia renuncia actuar contra París por nuevo retraso en la entrega de buques>>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies