Las Tropas Aerotransportadas rusas se ponen a punto

1 de marzo de 2013 RIA Novosti
Una actividad fuera de lo común se ha registrado hace poco en la base aérea de Shagol de la ciudad rusa de Cheliábinsk (en los Urales). Los aviones de transporte militar desembarcaron vehículos blindados y los efectivos de una unidad de las Tropas Aerotransportadas, puesta en alerta por orden del Estado Mayor General.
Realizaron ejercicios para comprobar su capacidad operativa cerca de Cheliábinsk. Fuente: Mil.ru
Realizaron ejercicios para comprobar su capacidad operativa cerca de Cheliábinsk. Fuente: Mil.ru

Lo que pasó cerca de Cheliábinsk no tiene precedentes en la historia moderna de Rusia, pero parece que tales maniobras pueden realizarse de forma regular en un futuro.

Según informan los medios, los efectivos de la 98ª División de Svirsk de las Tropas Aerotransportadas fueron trasladados al polígono de Chebarkul. Allí se realizan ejercicios militares especiales para practicar el traslado de tropas y comprobar su capacidad de atacar al supuesto enemigo una vez realizado el desembarco.

El primer episodio estuvo relacionado con la movilización ante una alarma y el traslado de las tropas aerotransportadas a la base aérea de Shagol. El segundo, con las maniobras en el polígono de Chebarkul. Se trata de la comprobación de la permanente disponibilidad operaсional de las tropas rusas, objetivo de la reforma que se lleva a cabo en las Fuerzas Armadas.

Según se sabe, las Tropas Aerotransportadas siempre han destacado por su elevada disponibilidad operativa. Durante los últimos 20 años, los paracaidistas militares participaron en todas las operaciones realizadas con objeto de conjurar amenazas a la seguridad nacional.

En el marco de la reforma militar  concebida por el exministro ruso de Defensa, Anatoli Serdiukov, y el exjefe del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Rusia, Nikolai Makárov, se modificó la estructura orgánica y el sistema de dotación de personal de las Fuerzas Armadas del país. A día de hoy, el Ejército ruso cuenta únicamente con las unidades de disponibilidad permanente capaces de abandonar rápidamente las bases.

Todo lo que parece bien claro en los documentos no siempre es así en realidad. Se puede declarar que las brigadas de nuevo tipo, creadas a partir de las antiguas divisiones están en permanente disponibilidad operativa. Pero ¿son estas brigadas realmente capaces de trasladarse rápidamente con todos sus efectivos a una nueva área para cumplir misiones de combate?

Los resultados de las maniobras de las Fuerzas Armadas de Rusia realizadas de 2010 a 2012 son contradictorios. Por un lado, es difícil esperar grandes éxitos de un ejército cuya estructura orgánica se ha modificado. Por otro, la reforma militar en Rusia continúa y en caso de que no se planteen tareas cada vez más complicadas ante las tropas, su capacidad de combate dejará mucho que desear.

Por eso es lógico que los nuevos jefes del Ministerio ruso de Defensa y del Estado Mayor General quieran comprobar la real capacidad combativa de las Fuerzas Armadas. Y es lógico que empiecen a comprobarla con las tropas que se consideran como unas de las mejores.

Formalmente, según las declaraciones del exjefe del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Rusia que impulsó la reforma, se prevé que cualquier brigada de disponibilidad permanente puede trasladarse rápidamente a cualquier región del país. Pero es evidente que no todas las unidades de ese tipo son capaces de hacerlo todavía.

Por eso las Tropas Aerotransportadas fueron las primeras en someterse a prueba. Y si el resultado de los ejercicios es satisfactorio, le llegará el turno a los demás.

+
Síguenos en nuestra página de Facebook