"Queremos ver a Georgia dentro de la Unión Europea y de la OTAN, por tanto el nivel de democracia (del país) debe ser alto", dijo el ministro lituano.

Azubalis recalcó que la UE evaluará las legislativas georgianas a partir de los informes de los observadores internacionales, y no de "opiniones de politólogos o campañas de relaciones públicas".

"Nuestro principal objetivo es respaldar la celebración de elecciones democráticas en Georgia", subrayó.

La delegación de ministros de Exteriores europeos tiene previsto reunirse hoy con los dirigentes de todas las principales fuerzas políticas georgianas que concurren a los comicios del próximo 1 de octubre.

Los 150 diputados que conforman el Parlamento georgiano se eligen según un sistema mixto: 77 por listas de partidos y los 73 restantes en circunscripciones mayoritarias.

Para acceder al reparto proporcional de escaños por listas de partidos, las formaciones que participan en los comicios deben obtener al menos un 5 % de los votos emitidos.

Según todas las encuestas, de las 17 formaciones que participan en las elecciones sólo el oficialista Movimiento Nacional Unido (MNU) y la coalición opositora "Sueño Georgiano" superarán, y con creces, el mínimo de voto para elegir diputado por listas de partidos.

Los sondeos también pronostican una amplia victoria del MNU, que lidera el actual presidente georgiano, Mijaíl Saakashvili