Los hombres de negocios rusos han producido un beneficio récord a los abogados británicos. La ganancia de las 100n firmas jurídicas más importantes de Londres en el último año alcanzan los 5.500 millones de libras esterlinas (8.700 millones de dólares). Es un 8% más que el año anterior. Los datos los ha publicado la revista Legal Business.

En palabras de los investigadores, una gran parte de los ingresos de los abogados procede, precisamente, de clientes rusos. Según cuenta la revista, solo en el pleito entre Borís Berezovski y Román Abramóvich, que concluyó la semana pasada, los abogados ganaron más de 100 millones de libras (159 millones de dólares). 

Un nuevo caso

“Los oligarcas rusos prefieren litigar en Londres y, con ello, sostienen materialmente a los abogados británicos. Es más, ahora se está a la espera de un nuevo proceso, el de Oleg Deriskapa (propietario del gigante del aluminio 'Rusal') contra el empresario Mijaíl Chernov, y este proceso mejorará más aún la situación económica de los principales bufetes del país. A los hombres de negocios rusos les atrae que la jurisprudencia de Gran Bretaña, su sistema jurídico, tenga una gran reputación. “Son imparciales, no están sujetos a presiones, al derecho 'telefónico', aquí no puedes sobornar a un juez”, ha contado el corresponsal de Kommersant FM en Gran Bretaña, Andréi Ostalski.

El año pasado los socios de las siete firmas jurídicas más importantes de Londres ganaron más de un millón de libras esterlinas (millón y medio de dólares) cada una. En palabras del abogado Alexánder Dobrovinski, el aumento de los ingresos no está directamente ligado a los encargos de los clientes rusos. 

“Creo que el top-10 de los abogados rusos gana mucho más de cien millones de libras al año, pero mucho más. En cuanto al volumen del mercado, claro que es mayor en Gran Bretaña que en Rusia, si tenemos en cuenta el dinero. Alguna gente piensa los juzgados ingleses, en general, y las compañías jurídicas se mantienen por los empresarios rusos. Yo creo que no es así, eso es una ilusión. Es más lo que se habla de ello que el volumen en sí que aportan los hombres de negocios rusos”, cree Dobrinski.

Recordemos que otra importante fuente de ingresos para los juristas londinenses está siendo las disputas entre las corporaciones Apple y Samsung.

Artículo publicado originalmente en ruso en Kommersant.