Fotografías de Elena Pochetova

Desde hace diez años, hay dos veces al año que la Mercedes Benz Fashion Week Russia (hasta el 2011 llamada Russian Fashion Week) deleita al público moscovita con brillantes pasarelas de moda actual. Este año no ha sido una excepción: la 24º temporada de la Semana de la Moda ha mostrado a los espectadores las últimas tendencias de los diseñadores más famosos como Slava Zaitsev, que cumplía 50 años de creatividad y también las colecciones de los más jóvenes: Marusia Záitseva, RUBAN, Yanina Vejteva, María Golubeva, Dima Neu. “Desde el principio quisimos crear una semana de la moda que fuera el evento fundamental para el mercado de la moda local”, explica Alexánder Shumski, organizador de Mercedes Benz Fashion Week Russia. Y a pesar de que la industria se mantiene, según palabras de Shumski, todavía es temprano para decir que la RFW ha mejorado notoriamente su situación desde que empezó a existir. “Casi todos los nombres conocidos de la moda rusa de la última década se dieron a conocer en la Russian Fashion Week. La aparición en 2011 del título del patrocinador Mercedes-Benz es la evidencia de que los diseñadores rusos han de ser tomados en serio. A partir de ahora tendrán más posibilidades”, opina el organizador del evento.

Para todos los participantes, la Semana de la Moda es una oportunidad de darse a conocer a la que no deben faltar. Por ello, para ser recordados por los críticos y potenciales clientes, las casas de moda mostraron verdaderas muestras de ingenio y pensamiento creativo. El espectáculo de Tatiana Parfenova (Fashion House "Tatiana Parfenova") se convirtió en una verdadera interpretación literaria de la moda: las modelos paseaban por la pasarela con energía, recitando versos de la comedia de William Shakespeare "Twelfth Night". Mientras admiraban las capacidades artísticas de las modelos, los espectadores no se olvidaron de prestar atención al trabajo del diseñador: conjuntos de capas múltiples de la misma tela (faldas, pantalones, delantales, a menudo combinados), bordados, collares de corte complejos y una amplia variedad de chorreras.

I love fashion

A fin de garantizar un cálido ambiente de acogida, el proyecto de moda de Francia “I Love Fashion” invitó a participar en el espectáculo a la polémica Anna Chapman y a Yegor Zaitsev (YeZ by Yegor Zaitsev), acompañado de la pieza favorita en las colecciones de diseñador: tentáculos transformados en bufandas y lazos para la nueva temporada.

Yegor Zaitsev

El tema de la muestra de Dasha Gauser de este año fue místico. “Mi personaje es una mujer actual, que vive en paz consigo misma y con la naturaleza y es capaz de movilizar las fuerzas que se ocultan en ella <...> Sin embargo es nuestra, una súper heroína rusa. Pero para mí lo más importante es que se ha dado a la vida y al presente sin ninguna letra “S” [de Superwoman], sin capa ni bragas de nylon de color rojo hasta el pecho”, dice la diseñadora. La colección está creada para ser llevada en el contexto ruso (chaquetas, tejidos gruesos, bufandas, chales y suaves pliegues).

Modelos con tacones y rostros fijos presentaron con eficacia y de manera espectacular la colección de Svetlana Tegin: “Tegin”. Siluetas ascéticas, sastrería estricta, suave cachemir y tejidos como la lana, la seda y el terciopelo, además de la repentina aparición del color verde esmeralda entre una gama de grises y negros. La belleza femenina en la presentación de la colección de Svetlana Tegin fascinó e incluso, en ocasiones llegó a asustar.

El siguiente participante, con el que se cerró la Semana de la Moda, fue BessARION que presentó una agradable combinación de gris y limón. La original propuesta del diseñador se basa en trasladar la textura de la seda al punto. BEssARION crea sus diseños para damas sofisticadas y poéticas, amantes de la moda intelectual y minimalista.

La próxima Semana de la Moda en Moscú tendrá lugar en otoño. En la 25ª temporada los diseñadores presentarán sus colecciones para la primavera-verano 2013.